Un jardín donde las plantas aromáticas son las reinas no pasa desapercibido, además, podemos disfrutar de intensos colores, aromas e incluso texturas.